Consejos DIY Brush Shaper: la mejor solución para restaurar sus pinceles

Un moldeador de pinceles de bricolaje es una excelente manera de garantizar que sus pinceles mantengan su forma y brinden resultados de pintura óptimos. Si bien puede usar productos químicos comerciales para mantener la forma del cepillo, aún debe darle forma manualmente. Al usar materiales simples como espuma, hilo de algodón, bandas elásticas y un par de tijeras, puede crear un moldeador de pinceles personalizado que le dé forma a sus pinceles a la perfección.

Todo lo que necesita hacer para un modelador de pinceles de bricolaje es tomar un poco de gel para el cabello (porque los pinceles son básicamente cabello) o un medio diluido, frotarlo en un pincel limpio y darle forma con los dedos, y esperar que las cerdas permanezcan en su lugar.

Para cepillos de cerdas redondas rebeldes, puede darle forma a mano y luego envolver o enrollar las cerdas con hilo de algodón o alambre fino. No los envuelva demasiado apretados.

En el caso de los cepillos de cerdas planas, puede darles forma con la mano y colocarlos en posición horizontal o puede encajar las cerdas entre dos piezas de recortes de espuma o cartulina gruesa y sujetarlos con una banda elástica o pesar los extremos hasta que el gel para el cabello se seque.

A continuación se muestran algunas fotos de apoyo que muestran cómo se está dando forma a un cepillo plano y uno redondo.

Dar forma a un pincel plano

Las siguientes imágenes muestran cómo aplano y doy forma a un pincel plano con mi técnica de moldeador de pinceles DIY. Mientras uso gel para el cabello, puedes comprar soluciones moldeadoras profesionales.

Aplique gel para el cabello, solo un poco. Frote el gel para el cabello. Y masajee hasta que quede plano con los dedos, pellizque las cerdas. Coloque el cepillo plano entre dos pedazos de recortes de espuma. Agregue la espuma superior y sosténgala con dos bandas elásticas. Esta es una vista lateral de lo que es la cuña. parece. El cepillo plano ahora tiene forma plana.

Dar forma a un cepillo redondo

Las siguientes imágenes muestran cómo doy forma a un pincel redondo con mi técnica de moldeador de pinceles DIY. Mientras uso gel para el cabello, puedes comprar soluciones moldeadoras profesionales.

Agrega un poco de gel para el cabello a un cepillo redondo. Da forma manualmente al cepillo redondo enrollándolo suavemente en una punta. Envuelve suave y lentamente hilo de algodón o un alambre delgado alrededor de la punta, comenzando desde la base y moviéndose hacia arriba. Esto puede tomar algunos intentos para hacerlo bien. Deja que se seque y desenvuelve el algodón cuando termines.

Explicación de qué es un moldeador de pinceles y por qué es útil

Llevo más tiempo pintando de lo que sé escribir, así que sé lo importante que es tener pinceles con la forma adecuada para obtener resultados de pintura óptimos. Un buen modelador de pinceles es más que un químico en el que sumerges tus pinceles, es una herramienta que puedes usar para mantener la forma de tus pinceles y mantenerlos en las mejores condiciones.

¿Qué es un modelador de pinceles?

Hay dos tipos de moldeadores de pinceles. El primero es un agente para dar forma a las brochas disponible en el mercado o un producto químico que se usa para recubrir las brochas y luego se les da forma manualmente con los dedos. El segundo modelador de pinceles y el que estoy describiendo en este artículo es una herramienta y técnica de bricolaje que ayuda a mantener la forma de un pincel.

Por lo general, los he hecho con recortes baratos de espuma u otros materiales flexibles y han sido diseñados para encajar sobre las cerdas de un cepillo para cepillos planos.

Para los cepillos redondos, simplemente los envuelvo en hilo de algodón para mantenerlos en su lugar.

Al mantener las cerdas en su lugar, mi moldeador de pinceles puede ayudar a evitar que se deformen o se doblen fuera de lugar cuando no se usa durante largos períodos de tiempo o cuando deja un pincel en algún lugar y se daña.

¿Por qué es útil un moldeador de pinceles?

Hay algunas razones por las que un moldeador de pinceles es útil para los pintores. En primer lugar, un moldeador de pinceles puede ayudar a prolongar la vida útil de un pincel al evitar que las cerdas se dañen o se deformen. Cuando los cepillos no se cuidan adecuadamente, pueden volverse inutilizables y es necesario reemplazarlos. Y con el aumento del costo de vida, incluso los pinceles de pintura de calidad promedio se están volviendo caros.

Un modelador de pinceles puede ayudar a evitar que esto suceda, ahorrando tiempo y dinero a artistas como tú y yo a largo plazo.

En segundo lugar, un modelador de pinceles de bricolaje puede ayudar a mejorar la calidad de los resultados de la pintura. Cuando un pincel está deformado o tiene las cerdas dobladas, puede ser difícil aplicar la pintura de manera uniforme y precisa. Un moldeador de pinceles ayuda a mantener las cerdas en la posición correcta, lo que facilita la aplicación de pintura con precisión.

Finalmente, un moldeador de cepillos puede ayudar a facilitar el proceso de limpieza de los cepillos. Cuando los cepillos no tienen la forma adecuada, puede ser difícil limpiarlos de manera efectiva. Al usar un moldeador de pinceles de bricolaje, los pintores pueden ayudar a garantizar que sus pinceles estén limpios y listos para usar la próxima vez que los necesiten.

¿Por qué no comprar un Brush Shaper?

Si bien es posible comprar una solución para dar forma al cepillo, como Mona Lisa Speedball o la solución para dar forma al cepillo Trekell, estas soluciones aún necesitan que sepas algo sobre cómo dar forma manualmente al cepillo y garantizar que se mantenga en forma mientras la solución hace su magia.

Puede seguir adelante y comprar la solución si eso es todo lo que está buscando, pero hay varias razones por las que hacer su propio moldeador de pinceles de bricolaje con elementos que ya tenga en el hogar puede ser una buena alternativa.

Aquí hay algunas razones por las que podría considerar hacer un moldeador de pinceles de bricolaje en lugar de comprar uno:

Costo: una de las principales ventajas de hacer un modelador de pinceles de bricolaje es que puede ser mucho menos costoso que comprar uno, ya que los materiales para hacerlo están prácticamente disponibles en cualquier lugar y, por lo tanto, son gratuitos. Mediante el uso de materiales simples como el hilo de espuma de algodón, puede crear un moldeador de cepillo personalizado por una fracción del costo de comprar un cepillo de repuesto.

También puede usar soluciones alternativas para dar forma a un pincel en lugar de los almidones disponibles comercialmente, como gel para el cabello o medios de pintura diluidos.

Personalización: cuando crea su propio modelador de pinceles, puede personalizarlo para que se ajuste a sus pinceles específicos. Esto puede ayudar a garantizar un ajuste perfecto y brindar un soporte óptimo para las cerdas. Con una opción disponible comercialmente, es posible que deba conformarse con una solución única que no proporcione el mismo nivel de personalización.

Disponibilidad: me dediqué a hacer moldeadores de pinceles de bricolaje ya que en realidad no pude encontrar nada disponible comercialmente (esto fue antes de los años de comercio electrónico, Internet y internet).

Sostenibilidad: este es uno de los más importantes para mí, ya que hacer tu propio moldeador de pinceles puede ser una opción más sostenible que comprar una opción disponible en el mercado. Al utilizar materiales que ya tienes en casa o que puedes obtener fácilmente, puedes reducir los desperdicios y evitar contribuir a la demanda de nuevos productos.

Enfoque de bricolaje para hacer un moldeador de pinceles

Se puede hacer fácilmente un moldeador de pinceles de bricolaje con materiales simples que quizás ya tenga en casa. Un método popular es usar espuma que se corta en una forma que coincida con la forma del cepillo. Luego, la espuma se envuelve alrededor del cepillo y las cerdas se aprietan suavemente para darle la forma deseada. Otros métodos implican el uso de hilos de algodón o bandas de goma para mantener las cerdas en su lugar.

Importancia de tener pinceles con la forma adecuada

Tener pinceles con la forma adecuada es crucial para lograr resultados de pintura óptimos. Cuando una brocha está deformada o tiene las cerdas dobladas, puede ser difícil aplicar la pintura de manera uniforme y precisa. Una de mis molestias favoritas cuando pinto líneas finas es tener una cerda deshonesta saliendo por un lado y creando una línea que arruina todo mi arduo trabajo. Un pincel mal formado también puede provocar rayas, manchas y otras imperfecciones en la pintura terminada.

Un moldeador de brochas casero barato ayuda a mantener la forma de las cerdas, lo que facilita la aplicación de pintura con precisión. También puede ayudar a prolongar la vida útil de un cepillo al evitar que las cerdas se dañen o se deformen. Esto puede ahorrar tiempo y dinero a los pintores a largo plazo al reducir la necesidad de reemplazar los cepillos.

También descubrirá que el uso de una solución comercial para dar forma al cepillo o gel para el cabello puede darle a su cepillo la sensación de un cepillo nuevo, por lo que deberá masajear suavemente las cerdas para que vuelvan a la vida si están demasiado rígidas.

Ayuda con los cepillos de limpieza.

Además de mejorar la calidad de los resultados de la pintura, tener pinceles con la forma adecuada también puede facilitar el proceso de limpieza de los pinceles. Cuando los cepillos no tienen la forma adecuada, puede ser difícil limpiarlos de manera efectiva. Al usar un moldeador de pinceles, los artistas pueden ayudar a garantizar que sus pinceles estén limpios y listos para usar la próxima vez que los necesiten.

¿Qué otros materiales se necesitan para hacer un moldeador de pinceles de bricolaje (por ejemplo, espuma, tijeras, cuchillo artesanal)

Materiales necesitados

Para hacer un modelador de pinceles de bricolaje, necesitará los siguientes materiales:

Recortes de espuma: puede usar pequeños trozos de espuma de embalaje para crear el moldeador de pinceles. La espuma debe ser lo suficientemente delgada para ser suave y maleable para que pueda amoldarse a la forma de la brocha. Puedes encontrar espuma en cualquier tienda de manualidades o hacer lo que hago yo y guardar algo cada vez que compras artículos electrónicos que vienen con espuma moldeada. Simplemente corte un poco con un cuchillo dentado pequeño o alambre caliente.

Tijeras/cuchillo artesanal: los necesitará para cortar la espuma en la forma del cepillo.

Hilo de algodón: lo necesitarás para dar forma a los cepillos redondos.

Bandas elásticas: necesitará unas cuantas para sujetar las piezas de espuma en su lugar mientras se seca el gel o la solución para dar forma al pincel.

Instrucciones

Una vez que haya reunido los materiales necesarios, siga estas instrucciones paso a paso para hacer un moldeador de pinceles de bricolaje:

  • Corta un trozo pequeño de espuma de embalaje con tu navaja o tijeras.
  • Corta la espuma al tamaño del pincel que quieras moldear. Haz que sea más grande que el cepillo para que cubra las cerdas y algunos de los mangos del cepillo y pueda acomodar una banda elástica sin tocar las cerdas.
  • Cuña la espuma alrededor del cepillo y aprieta suavemente las cerdas en la forma deseada.
  • Use una o dos bandas elásticas para sujetar las piezas de espuma en su lugar. Para cepillos redondos, use hilo de algodón envuelto directamente alrededor de las cerdas para que tenga la forma alrededor de las cerdas.
  • Tu moldeador de brochas DIY ahora está haciendo su magia con el gel para el cabello o la solución moldeadora.
  • Descubrirá que sus pinceles recuperarán su forma en un día. Para las cerdas rebeldes, es posible que deba cortar los pelos persistentes que no seguirán el juego.

Hacer un moldeador de pinceles de bricolaje es una forma simple y rentable de mantener la forma de sus pinceles y mejorar los resultados de su pintura. Las instrucciones paso a paso proporcionadas anteriormente facilitan que cualquier persona haga un moldeador de pinceles de bricolaje en casa.

Consejos y trucos para usar el moldeador de pinceles de manera efectiva según mi experiencia personal

Descubrí que usar un moldeador de pinceles es una excelente manera de mantener la forma de mis pinceles y mejorar los resultados de mi pintura. Con el tiempo, he desarrollado algunos consejos y trucos personales para usar el moldeador de pinceles de manera efectiva. Aquí hay algunos que he encontrado que son particularmente útiles:

Para empezar, evite que los cepillos se deformen: guárdelos correctamente y mantenga las cerdas hacia arriba y no hacia abajo en un frasco o recipiente. O mejor aún, guárdelos planos y en un estuche protector como una caja de herramientas.

También ayuda lavar bien las brochas después de usarlas y usar agua y jabón para eliminar cualquier exceso de pintura o medio que pueda deformar la brocha.

Apriete las cerdas suavemente: cuando use un moldeador de brochas, asegúrese de apretar las cerdas suavemente para evitar dañarlas. El objetivo es moldear las cerdas en la forma deseada, no aplastarlas.

Deje el moldeador de brochas en su lugar: una vez que haya moldeado las cerdas en la forma deseada, deje el moldeador de brochas en su lugar hasta que las cerdas estén completamente secas. Esto ayudará a garantizar que las cerdas mantengan su forma.

Experimente con diferentes materiales: si bien la espuma es un material popular para hacer moldeadores de pinceles, no tenga miedo de experimentar con otros materiales. Por ejemplo, he descubierto que el alambre y las bandas elásticas pueden ser efectivos para mantener las cerdas en su lugar. Y para los pinceles planos, incluso usé cartulina gruesa y los sujeté con un clip.

En mi experiencia, hacer un moldeador de pinceles de bricolaje ha cambiado las reglas del juego para mis resultados de pintura. Al usar el moldeador de pinceles del tamaño correcto, apretar suavemente las cerdas, dejar el moldeador en su lugar, limpiar los pinceles correctamente y experimentar con diferentes materiales, he podido mantener la forma de mis pinceles y lograr resultados de pintura óptimos y mantener mi pinceles caros para muchos años por venir.

últimas publicaciones